UN FARO DE ESPERANZA

 

 

PASCUA REMAR 2019    ¡UN FARO DE ESPERANZA!

 

Del 17 al 21 de abril, hermanos, laicos, coordinadores de Evangelización y todo el personal de servicio vivimos junto a alrededor de 300 jóvenes de todas localidades del país, un encuentro con Jesús desde la experiencia de su Pasión, Muerte y resurrección. El Colegio Champagnat de Ibagué fue testigo de un camino cuaresmal que, durante 40 días previos a la Pascua, vivieron los participantes para asumir en plenitud la propuesta del Gran Timonel.

 

Pasión, muerte y resurrección; también podría decirse interioridad, fe y alegría para describir lo vivido en esta experiencia de puerto en la que nos adentramos durante la Semana Santa. La vivencia de comunidades pascuales que desde el miércoles Santo, día de llegada y acogida, se configuraron con integrantes de todo el país; el compartir fraterno, la preparación con las catequesis de los Hermanos Héctor Colala, Francisco Ruíz y Sebastián Herrera así como el silencio y la adoración al Santísimo en el monumento, hicieron del jueves Santo un día de verdadero discipulado y oración.

 

En la cruz, pudimos experimentar la muerte de Jesús desde realidades concretas y situaciones de la vida; El Hermano César nos invitó a “desconectarnos para conectarnos” en un ejercicio de interioridad, contemplación y reflexión. El viacrucis permitió reconocer los signos de muerte en la vida de cada uno, para llegar a la resurrección. En la noche, con la adoración a la cruz, vivimos de un escenario sublime de oración al contemplar la cruz de Nuestro Señor.

 

Luego del vacío que experimentamos el viernes Santo, fue el momento de compartir con alegría y generosidad un espacio de encuentro con niños en situación de vulnerabilidad, abuelos y mujeres trabajadoras sexuales, que nos invitaron a ver el rostro de Cristo resucitado. La catequesis del Hermano Carmelo Sanmillán nos ayudó a comprender os signos de la ceremonia de la noche. Y gracias a la orientación del Padre Jhon Armando Higuera, la Vigilia pascual puso en el corazón el fuego nuevo que solo puede traer la resurrección de Jesús.

 

Una experiencia de fe única gracias a tantas personas que hicieron parte de ella y dejaron que el Gran Timonel fuera el centro de esta vivencia. Gracias a los Hermanos Maristas por permitirnos vivir esta Pascua Remar 2019; gracias al equipo preparatorio de ella, a todo el personal administrativo y de apoyo del Colegio Champagnat de Ibagué por el apoyo incondicional. Verdaderamente nos sentimos FAROS DE ESPERANZA, dispuestos a anunciar el Evangelio de un Gran Timonel vivo, recién resucitado. ¡Aleluya, Aleluya!

 

More in this category: « Pastoral colegio Popayán
Rate this item
(0 votes)